¿Cómo tener una gran relación de pareja?

Actualizado: 26 de abr de 2018

¿No te ha pasado que cuando terminas de ver una película romántica sueñas con que tu relación de pareja sea así? Pero al voltear a ver a tu compañero/a te desilucionas porque sabes que nunca se acercará al protagonisma de dicha película, ni en su pasión ni en su entrega, ni en lo detallista, ni en en nada.


Bueno, la gran diferencia está en que tu relación es REAL y la película una ficción. Y como toda relación real, se enfrenta a circunstancias difíciles, desacuerdos, fricciones, desencantos, en fin, diversos tipos de problemas que nos hacen sentir que quizás no estamos con la persona correcta.


Pero afortunadamente no todo son malas noticias, porque en nuestra realidad sí existen las relaciones de pareja maravillosas; sí, te lo prometo, aunque sea difícil de creer, sí hay parejas que se sienten sumamente felices dentro de su relación. ¿Pero por qué? ¿Cómo es esto posible? ¿No será que son masoquistas? No, en realidad, sino que han aprendido ciertas pautas que los ha ayudado a tener una GRAN relación de pareja.


Primero lo primero. Estas parejas han comprendido que su felcidad DEPENDE DE ELLOS MISMOS. Así es, a diferencia de lo que se cree popularmente, estas grandes relaciones han comprendido que el otro no es la base de su felicidad "ni el aire que necesitan para vivir" ni mucho menos "la razón de su existencia". La relación de pareja forma parte de su vida y es importante, pero NO ES EL PILAR de su vida. Sé que esto suena muy frío, cínico y poco romántico, pero es lo más sano emocionalmente. Centrar tu vida y tu felicidad en la otra persona es desgastante, y a la larga, te traerá decepciones, frustraciones, enojos, despechos... porque el ser humano no es perfecto.


Otro de los elementos que suelen desarrollar las grandes parejas es que MANTIENEN UNA COMUNICACIÓN EFICIENTE Y PROFUNDA. Estas relaciones han aprendido a dialogar, a compartir a través de momentos de intercambios de ideas, de impresiones, de percepciones sobre las cosas su individualidad, y la respetan. Saben que el otro es alguien distinto a uno mismo y por lo tanto no verá las cosas de la misma manera, así que escuchan y buscan comprender al otro; pero también saben cómo comunicar asertivamente sus sentimientos y emociones.


BRINDARSE ESPACIO ENTRE ELLOS Y TAMBIÉN PARA ELLOS SOLOS es otra de las características que las grandes relaciones logran desarrollar. La relación de pareja es como una planta, por lo tanto es necesario cuidarla, regarla, echarle abono; por ello, a pesar del ajetreo diario, estas parejas comprenden que hay que tener esos momentos íntimos, de reencuentro, de cercanía, solos ellos (sin amigos, sin hijos, sin familiares). Esto permite que el romanticismo, el enamoramiento se reavive. Pero también comprenden y viven momentos en soledad. Rompen con la creencia de que cuando se está en pareja hay que hacer todo al lado del otro. Ellos han comprendido que se está en pareja, pero también se sigue siendo un individuo único, diferente, y cuidan de sí, ya que saben que si ellos están bien consigo, es muy probable que la relación esté excelente.


El RESPETO es el pilar fundamental de una gran relación. Así como sucede en el diálogo, estas relaciones de pareja comprenden que el otro es un ser independiente, alguien diferente a ellos mismos, y aman esa disimilitud, la aprecian y valoran. No se enfrascan en querer hacer al otro "a su imagen y semejanza", sino que conviven con un ser diferente a ellos y son capaces de lograr una complementación e integración de ideas, de acciones.

Como última idea, estas parejas han APRENDIDO A DISCUTIR. ¡Por supuesto que hasta las grandes relaciones tienen problemas y malosentendidos! ¿Creían que todo era perfecto? ¡Obvio no! Hay momentos en que por las circunstancias, la tensión, el estrés, la carga laboral y del hogar, frustraciones, desavenencias, traen consigo algún conflicto en la relación. Estas grandes parejas han aprendido a entrar en discusión, utilizando varios de los pilares aquí descritos: el respeto, el comprender que el otro es alguien diferente, dándose espacio (si es necesario), siendo asertivos al expresar sus emociones e ideas, no buscando culpables, sino siendo responsables cada quien de la parte que les corresponde. Al final llegan a acuerdos y procuran cumplirlos para tratar de evitar caer nuevamente en el mismo problema.


No es fácil tener una gran relación, pero SÍ ES POSIBLE. No de la noche a la mañana, ni por la "iluminicación" de alguno de los miembros de la relación, como se muestran en las películas. Las grandes relaciones reales han requerido mucha constancia y dedicación, pero sobre todo, la firme creencia de que es posible llegar a serlo. Y a ti, ¿te gustaría tener una gran relación?


5 vistas

462-160-2960

C. 8A # 346 entre 31A y 31B

San Esteban - Mérida, Yucatán

  • Psicólogo Edgardo Flores
  • Icono social Instagram